Labrador Retriever

Historia de la raza

Está considerado el perro de cobro por excelencia, capaz de trabajar sobre cualquier tipo de terreno, demostrando resistencia y dureza.
Originario de las costas del Labrador, de donde toma el nombre .Este perro era utilizado por los pescadores de bacalao para recuperar grandes peces que caían al mar después de la captura. Es introducido en Inglaterra en 1820 donde fue apreciado por sus cualidades de cobrador y como perro de compañía por su dulce carácter.

Características de la raza

De fuerte constitución, corto, sólido, de gran dureza .Es un raza de aspecto noble y atento con una expresión franca y muy dulce. Es característica su cola muy gruesa en la base afinándose hacia la punta, de longitud media sin flecos. El pelaje es corto y apretado, sin ondulaciones, duro. El color puede ser negro, marrón o amarillo, este último en todas las tonalidades del crema al rojo.

Cuidados

La tranquilidad y alegría de su carácter hacen de estos perros una mascota excelente, cuyo cuidado puede estar en manos de inexpertos. Lo único que necesita es cariño y ejercicio de lo contrario tienden tendencia a la obesidad. Si está al aire libre no se notará la pérdida de pelo.

Carácter

Es el prototipo del perro de familia, ya que suele establecer una relación afectuosa con los niños y disfruta de los juegos con ellos. Presenta una muy buena respuesta al entrenamiento de obediencia y muy bajo nivel de dominancia con los dueños. Son pocos ladradores, no muy inquietos pero siempre están listos para realizar algún tipo de actividad, que le es muy necesaria. No es un buen guardián. Puede ser algo destructivo.

Utilidad

Es un perro polifacético actualmente. Útil para la caza, detección de narcóticos, minas en el ejército, salvamento, lazarillo, rescate de personas y gran compañero de la familia.