Shit – tzu

Historia de la raza

De singular aspecto y apariencia “seria”, el Shih-Tzu es un perro muy dulce y afectuoso, conservando un temperamento fuerte si la ocasión lo merece.
Aunque su nombre es chino (lengua en la que significa león), sus orígenes son tibetanos y son el resultado de cruzamientos entre pequeños perros criados por los monjes que ellos consideraban sagrados. Junto con otras razas como el Pekinés y el Lhasa Apso fueron siempre muy apreciadas por los mandarines y nobles chinos, justamente por su semejanza con el león. La importación a Europa se realizó alrededor de 1930 y a partir de allí se generalizó.

Características de la raza

En su conjunto el Shih-Tzu es un perro de aspecto altanero con una expresión atenta y vigilante. La cabeza es redonda y ancha, espaciosa entre los ojos, las orejas grandes y caídas. Trufa negra a una distancia aproximada de una pulgada del cráneo. Hocico cuadrado y corto. Ojos grandes y redondos, no sobresalidos. Barba y bigote abundante. El pelo que nace en la nariz y es peinado hacia arriba, adquiere la forma de un crisantemo. El tronco es alargado pero potente y sólido. No debe nunca dar la impresión de un perro débil o grácil. La cola, de nacimiento alto, con muchos flecos es llevada sobre el dorso.
Están admitidos todos los colores en su pelaje largo, abundante y con subpelo.

Cuidados

Debido al largo y poblado pelaje requiere muchos cuidados. Los cepillados deben ser diarios y muy esmerados. Además permanente limpieza de oídos ,ojos y barba. Debido a su carácter es de fácil adiestramiento.

Carácter

Aunque en el lenguaje chino su nombre signifique pequeño león, su carácter dista mucho de ser agresivo. Es un perro sumamente activo, excitable y afectuoso. Poco ladrador comparado con otros de su tamaño. Ladra cuando ingresa un extraño al hogar. Es muy recomendable para aquellas persona que sin buscar un perro de guardia , necesitan un centinela. Si bien no suele ser muy paciente con los niños pronto se adapta y comparte los juegos con ellos. No es un perro dominante con los dueños. Presenta una respuesta aceptable al entrenamiento de obediencia. Puede vivir bien en un departamento porque no es un animal muy destructivo.

Utilidad

Es el perro ideal para compañía, sobretodo para personas que quieren tener un perro chico y fácil de manejar. Los dueños de estos animales deben tener tiempo y ser pacientes en lo que al cuidado del pelaje se refiere.